fbpx

Inspirando personas para el futuro del trabajo!

Etiqueta: Fe (Página 1 de 10)

“Nuestras dudas son traidoras y nos hacen perder lo bueno que a menudo podemos ganar, por temor a intentarlo.”

William Shakespeare

Otro de los enemigos que pueden arruinar nuestra vida son las dudas, y es que él que duda no puede experimentar lo bello de la vida. Me he encontrado con personas con un gran potencial, con unas habilidades increíbles y sin embargo están dudando de sus capacidades y de sus sueños.

Alguien dijo que las dudas matan más sueños que el fracaso. La duda es la razón principal por la cual la gente fracasa, no van tras sus sueños, no comienzan el proyecto que quiere o abandonan cuando encuentran obstáculos. El 92% de las personas no logran sus objetivos porque sencillamente dudan.

¿Eres de los que dudan o de los que creen en alcanzar la belleza de los sueños?

Para saberlo hagamos el siguiente ejercicio:

  1. ¿Estás claro en lo que quieres?
  2. ¿Eres de lo que dejas todo para mañana?
  3. ¿Buscas siempre una idea mejor?
  4. ¿Tienes confianza en ti mismo?
  5. ¿Tienes miedo? ¿Qué estás evitando?

Si te hiciste las preguntas y reflexionaste sobre ellas, te habrás dado cuenta de tu éxito o de tu fracaso. A los que saben que es lo que quieren, que son diligentes, que se enfocan, confían en si mismo y no tienen miedo de fracasar, a ellos mis felicitaciones. A los que todavía están dudando de su potencial, a aquellos que no están siguiendo sus instintos, es tiempo de que comiences a ir por aquello que has estado postergando, deja de pensar mucho y ponte en acción, llénate de coraje.

“Aprendí que el coraje no es la ausencia de miedo, sino el triunfo sobre él. El hombre valiente no es aquel que no siente miedo, sino el que conquista ese miedo.” Nelson Mandela

Tu puedes conquistar tus dudas. En ti se ha puesto una medida de fe para que obtengas la victoria sobre cualquier circunstancia. Tienes que ponerte en acción.

“Si escuchas una voz en tu interior que dice que no puedes pintar, entonces por supuesto pinta y esa voz será silenciada”. Vincent van Gogh

Es tiempo de accionar, cambia tu mentalidad de duda por una mentalidad de fe, una mentalidad ganadora. Cuando abrazas una mentalidad ganadora no hay lugar para la duda. La decisión es tuya y si necesitas ayuda puedes contactarme. No dudes más.

En amor y liderazgo,

 

Pedro Sifontes
Coach for Leadership

La adversidad te fortalece

“La vida es demasiada corta para permitir que las dificultades me quiten la alegría de vivir.” Pedro Sifontes

¿Cómo puedo mantenerme motivado cuando las cosas no están bien? Es cierto que cuando las cosas están saliendo bien nuestra motivación está alta; sin embargo, cuando las cosas no salen como quisiéramos nuestra tendencia es a desmotivarnos e inclusive a desesperarnos.

Debemos recordar las palabras de Pablo a Timoteo: Pero tú, Timoteo, mantén la calma en todo momento, soporta los sufrimientos y anuncia siempre la buena noticia.  Haz bien tu trabajo.”  2 Timoteo 4:5  ¿Qué puedes ver aquí?

La mayoría de las personas no alcanzan a ver las dificultades como oportunidades para crecer, no creemos que verdaderamente todas las cosas nos ayuden a bien. Y todas las cosas incluyen momentos difíciles, momentos de dolor. La clave para mantenerse motivado en tiempos difíciles es evitar caer en desesperanza y concentrarse en buscar el beneficio.

La adversidad nunca te dejará igual, tienes dos opciones en los momentos difíciles: te debilita o te da fuerzas. ¿Qué escoges? ¿Cómo te gustaría vivir la vida? ¿Motivado o desmotivado? Siempre tendrás opciones en la vida y una es la elección que debes hacer para enfrentar la adversidad.

¿Recuerdas el cuento de la zanahoria, el huevo y el grano de café?

Una hija se quejaba con su padre acerca de su vida y cómo las cosas le resultaban tan difíciles. No sabía cómo hacer para seguir adelante y creía que se daría por vencida. Estaba cansada de luchar. Parecía que cuando solucionaba un problema, aparecía otro.

Su padre, chef de profesión, la llevó a su lugar de trabajo. Allí llenó tres recipientes con agua y los colocó sobre fuego. Pronto el agua de cada uno estaba hirviendo. En uno colocó zanahorias, en otros huevos y en el último preparó café. Los dejó hervir sin decir palabra.

La hija esperó impacientemente, preguntándose qué estaría haciendo su padre. A los veinte minutos el padre apagó el fuego. Sacó las zanahorias y las colocó en un tazón. Sacó los huevos y los colocó en otro plato. Finalmente, coló el café. Mirando a su hija le dijo: “Querida, ¿qué ves?”

-“Zanahorias, huevos y café”, fue su respuesta. La hizo acercarse y le pidió que tocara las zanahorias. Ella lo hizo y notó que estaban blandas. Luego le pidió que tomara un huevo y lo rompiera. Luego de sacarle la cáscara, observó el huevo duro. Luego le pidió que probara el café. Ella sonrió mientras disfrutaba de su rico aroma. Humildemente la hija preguntó: “¿Qué significa esto, papá?”

Él le explicó que los tres elementos habían enfrentado la misma adversidad: agua hirviendo. Pero habían reaccionado en forma muy diferente. La zanahoria llegó al agua fuerte, dura; pero después de pasar por el agua hirviendo se había vuelto débil, fácil de deshacer. El huevo había llegado al agua frágil, su cáscara fina protegía su interior líquido; pero después de estar en agua hirviendo, su interior se había endurecido. El café sin embargo era único; después de estar en agua hirviendo, habían cambiado al agua.

“¿Cual eres tú?”, le preguntó a su hija. “Cuando la adversidad llama a tu puerta, ¿cómo respondes? ¿Eres una zanahoria que parece fuerte pero que cuando la adversidad y el dolor te tocan, te vuelves débil y pierdes tu fortaleza? ¿Eres un huevo, que comienza con un corazón flexible? Poseías un espíritu fluido, pero después de una muerte, una separación, o un despido, te has vuelto dura y rígida?

¿O eres como el café? El café cambia al agua hirviente, el elemento que le causa dolor. Cuando el agua llega al punto de ebullición el café alcanza su mejor sabor. Si eres como el grano de café, cuando las cosas se ponen peor tú reaccionas mejor y haces que las cosas a tu alrededor mejoren.

Y tú, ¿cuál de los tres eres?

“No podemos controlar nuestras circunstancias, pero podemos controlar nuestras reacciones.” Joel Osteen

Estar motivado en tiempos difíciles exige determinación, pasión, confianza y compromiso. Tener la voluntad de estar automotivado es de valientes, no es de cobardes, los cobardes no tendrán ninguna herencia, nunca podrán disfrutar de las bendiciones de la vida.  No permitas que el fracaso o la adversidad te quite la motivación de ir tras tus sueños, cada vez que enfrentes la adversidad disponte para aprender de ella, busca los beneficios y te convertirás en una persona fuerte y poderosa.

En amor y liderazgo,

 

Pedro Sifontes
Coach y Conferencista
Sígueme en:@psifontes

« Entradas anteriores