fbpx

Inspirando personas para el futuro del trabajo!

Etiqueta: Talento (Página 1 de 3)

¿Hacía dónde nos dirigimos?

“Los mayores problemas no están en los obstáculos que se nos presentan en el camino, sino en escoger la dirección errada.” Anónimo
Algunas cosas a preguntarnos dentro de la organización, no es si somos eficientes ¿hacemos las cosas bien? , sino si somos eficaces ¿hacemos las cosas correctamente?
La empresa debe reconsiderar sus procesos y determinar si va a ser eficaz en cumplir con la misión y visión. Como dice un proverbio chino: “Si no cambiamos de dirección, es probable que lleguemos a donde nos dirigimos”.
Toda empresa se eleva o cae por la gestión del talento. Todos nuestros esfuerzos serán inútiles si no hay cambios en cómo estamos gestionando. Debemos dejar de utilizar excusas para justificar el incumplimiento de porque no crecemos, porque no avanzamos en el logro de las metas. En Proverbios 21:31: “El caballo se alista para el día de la batalla, pero la victoria pertenece al Señor.” La victoria descansa con Dios, pero hay que preparar el caballo. Sin preparación la victoria no llega.
¿Cómo estamos preparando a nuestra gente para la batalla? ¿Qué estamos haciendo para mejorar el talento?
Hay que repensar lo que tenemos que cambiar. Si seguimos haciendo lo mismo obtendremos los mismos resultados. El cambio tiene que ir más allá de pequeños ajustes aquí, allá a la estructura,  a la tecnología, a nuevos modelos de negocios, tiene que ocurrir una transformación personal. Y para que ocurra la transformación debe haber cambio en los comportamientos.
El primer cambio tiene que ser el de actitud, allí comienza el éxito ¿Cómo es mí actitud frente a la vida? ¿Cómo es mí actitud frente al trabajo? ¿Cómo es mí actitud con otras personas o con mis colaboradores? Alguien dijo: la vida es 10% de las cosas que me pasan y 90% de cómo reacciono ante ellas. Mis actitudes demostraran mí enfoque, mis ganas de crecer, mis ganas de dar lo mejor de mí en beneficio de otros.
Usted como empresa debe buscar el beneficio de sus clientes, y usted como líder debe buscar el beneficio de sus colaboradores. Todos deben seguir la misión y visión, y si esto no está definido claramente no creceremos a nuestro máximo potencial. No podremos crecer sin el enfoque en la causa ¿Para qué existe la organización? Sus colaboradores no pueden crecer si no saben para qué van a trabajar.
El responder estas preguntas cambia actitudes porque le das a la gente una razón poderosa para servir, para ganar, porque se sienten parte de algo que está cambiando al mundo.
En un mundo VICA o VUCA (siglas en inglés) que es volátil, incierto, complejo y ambiguo necesitamos personas con buenas actitudes, enseñables y flexibles ante los cambios para hacer una diferencia no solamente en la organización, sino en el mundo.
¿Hacia dónde quieres llegar y con quienes quieres llegar? Es la pregunta que debes hacerte ahora, y para lograrlo necesitas preparar a tu gente para ganar, no hay otro plan. Hazme saber cómo puedo ayudarte.
En amor y liderazgo,
Pedro Sifontes
Coach for Leadership
Sígueme: 
@psifontes

¿Tengo una mente abierta?

Crecer“La mente es como un paracaídas. No funciona si no está abierta.” Frank Zappa
 Una de las habilidades que todo líder debe tener en tiempos de cambio es una mente abierta. Hoy en día una mentalidad cerrada puede ser desastrosa para la organización y el personal que labora en ella.
¿Cómo es mi liderazgo? ¿Mentalidad abierta o cerrada?
Leí un pensamiento de un experto en Management y Liderazgo llamado José Luis Zunni quien dice: “Tener una mentalidad abierta es el 50% del camino hacia el éxito.”
Y ciertamente de acuerdo a investigaciones realizadas por diversas consultoras encontraron que las organizaciones o empresas que sobresalen se debe a un liderazgo con mentalidad abierta buscando siempre ganar en el mercado.
Tener una mentalidad abierta es estar dispuesto a tomar riesgos, a fracasar, pero también a levantarse, aprender y desarrollar constantemente su talento o la idea. Una mente abierta es muy flexible y busca siempre aprender de cada situación. Es la clase de mente que tenía Thomas Alva Edison cuando después de 10000 intentos pudo inventar la bombilla.
¿Cuántos de nosotros podemos cerrarnos a una idea luego de 4 intentos fallidos?
Son muchos los que abandonan y pocos los que perseveran, porque no quieren ser aprendices, no quieren ser mirados como fracasados, en vez de pensar y actuar como lo hizo Edison. “He encontrado 4 formas de no hacerlo de esa manera.”
El fracaso debemos considerarlo como una gran herramienta de aprendizaje que nos ayuda a desarrollar nuestro potencial, nos ayuda a ser creativos, a buscar soluciones, a crecer.
Ser un líder de mentalidad abierta es permitirse fracasar ante los desafíos que se presentan, uno de mentalidad cerrada se permite la excusa como una herramienta de “porque no lo logró”.
Un líder de mentalidad cerrada limita su potencial ya que no está dispuesto a admitir y corregir sus deficiencias. Este tipo de líderes creen saberlo todo y piensan que no necesitan crecer, que ellos están completos. Y la verdad es que son prisioneros de su propia mente.
“Los hombres no son prisioneros del destino, sino prisioneros de su propia mente.” Franklin D. Roosevelt
Hay un libro que quiero recomendarte “MINDSET” escrito por la Dra. Carol Dweck donde puedes conocer más del tema, ella escribe acerca de una mentalidad fija y una mentalidad de crecimiento. La mentalidad de crecimiento es una mentalidad abierta. Ahora no es suficiente tener una mentalidad abierta es necesario una mentalidad de crecimiento, como lo mencione arriba una mentalidad abierta es apenas el 50% del camino hacia el éxito. El otro 50% es una elección que debes tomar.
¿Quieres crecer en tu liderazgo o quieres quedarte como estás?
Los líderes con mentalidad de crecimiento no se conforman con tener el talento o el potencial, ellos se esfuerzan por mejorar en sus habilidades, se fortalecen, buscan aprender de sus errores, y no descansan en sus laureles, son proactivos, diligentes, audaces. Ellos buscan crear su propio valor como líderes y añaden valor al equipo. No solamente se desarrollan ellos, sino que desarrollan a su equipo.
Los líderes con mentalidad de crecimiento son creativos, comprometidos, disciplinados, cargados de energía dispuestos a vaciarse en otros para mejorar la organización.
¿Eres uno de ellos o quieres ser uno de ellos?
Si eres uno de ellos te felicito, me encantaría poder compartir contigo y si quieres ser un líder con una mentalidad de crecimiento hoy es el mejor día para comenzar a serlo, para cambiar tu forma de pensar. Contáctame para ver si puedo ayudarte por medio del coaching, escribe a info@liderazgocreativo.com
En amor y liderazgo,
Pedro Sifontes
Coach for Leadership
Sígueme: @psifontes
« Entradas anteriores